La recuperación de las antiguas andas de la Virgen de la Luz ya es una realidad

La Parroquia de Nuestra Señora de la Luz ha recuperado las antiguas andas procesionales de la Virgen. Realizadas probablemente en el siglo XVIII, habían sido sustituidas hace más de 50 años por las actuales de baldaquino y presentaban un estado bastante lamentable, con sus diferentes piezas separadas.

El año pasado comenzó la restauración de las mismas a cargo de Arantxa Mallorquín y Luis González fruto del convenio suscrito entre el Obispado y el Cabildo de Tenerife. Del coste total de la restauración, la parte correspondiente a la Parroquia de Nuestra Señora de la Luz fue sufragada por la Comisión de Fiestas 2015.

Las andas llegaron el pasado viernes, 7 de abril, al templo parroquial y han sido ubicadas en la capilla de la Misericordia, donde formarán parte del Monumento del Jueves Santo. Tras la Semana Santa, serán reubicadas en otro lugar de la iglesia.

Los trabajos consistieron en la limpieza superficial y un sentado de las partes en peligro de desaparición, desinfección de microorganismos, consolidación de soporte, pegado de piezas con el tallado y reposición de los soportes perdidos, limpieza de barnices y eliminación de los repintes existentes, reintegración de preparación y policromía, y una protección final. Todo ello, durante un tiempo de 6 meses.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Daniel Pinelo

Periodista